All posts by chupete

Microchips, 5G, la tecnología avanza… hacia nuestro sometimiento

General Electric y el chip para detectar covid

El proyecto, para el que General electric, el gigante energético estadounidense, ha recibido una subvención de 500 mil dólares, es crear un dispositivo, lo suficientemente pequeño como para caber dentro de un teléfono o reloj, que pueda «capturar, detectar e identificar directamente» las partículas del virus COVID-19.

Como venimos publicando hace meses, el COVID es ya toda una industria de un billón de dólares, y quienes se benefician de él se asegurarán de que nunca desaparezca. El Instituto Nacional de Salud (NIH) en los Estados Unidos otorgó una subvención de dos años a el gigante multinacional General Electric para desarrollar un microchip que pueda detectar la presencia de partículas COVID-19. El contrato de dos años comenzó el 21 de diciembre de 2020 y la financiación para el año inicial asciende a $ 581,785. Además, el NIH ha pronosticado que financiará proyectos de este tipo hasta por un total de $ 10 millones.

General Electric recibió la subvención de la agencia de salud del gobierno, ya que los NIH buscan financiar proyectos de desarrollo para «enfoques novedosos y no tradicionales para identificar el virus SARS-CoV-2 actual». El proyecto es crear un dispositivo, lo suficientemente pequeño como para caber dentro de un teléfono o reloj, que pueda «capturar, detectar e identificar directamente» las partículas del virus COVID-19. La idea es que los “biorreceptores” sean capaces de detectar partículas del virus y diferenciarlas de otras partículas con las que entren en contacto. 

Una vez que los sensores hayan determinado la presencia del virus, transmitirán «automáticamente» esta información «a una pantalla táctil u otro dispositivo digital».

El equipo de General Electric con sede en Nueva York está dirigido por uno de sus principales científicos de investigación, Radislav Potyrailo, quien elogió el proyecto como una de las «primeras líneas de defensa». «El santo grial es detectar una sola partícula de virus», dijo .

El equipo de Potyrailo está diseñando una especie de «sabueso digital», un «microchip más pequeño que una moneda de diez centavos con nanopozos o poros diminutos, que solo puede ser activado por una molécula en particular, en este caso, una molécula del coronavirus».

Cada uno de los nanopozos contendrá «biorreceptores» que solo se activarían al reconocer las partículas de virus para las que fueron diseñados. 

A pesar del pequeño tamaño de los sensores, Potyrailo declaró que tendrían «las mismas capacidades de detección que los instrumentos analíticos de alta gama del tamaño de un horno microondas».

Aunque el enfoque inicial es el uso de dispositivos de pantalla táctil para recopilar dichos datos debido a su uso excepcionalmente generalizado en todos los días, la tecnología no se limita solo a los teléfonos. El NIH predijo que podría «integrarse en el teclado, el mouse y otras superficies que se tocan con frecuencia».

Además informan que los sensores podrían integrarse en «la superficie de los detectores de virus especializados», que por lo tanto se utilizarían en lugares públicos para detectar la presencia del virus «en gotitas respiratorias en el aire». Al imaginar que los sensores serían tan comunes como las alarmas contra incendios o los detectores de humo, los NIH propusieron que se pudieran instalar en lugares como «centros de vida para personas mayores, hospitales, aviones y espacios de reunión». 

La tecnología se convertiría así en parte de la vida diaria, y «otras aplicaciones digitales para condiciones de salud y enfermedad capturarán el impacto inmediato de los virus u otros patógenos en la salud y el comportamiento en tiempo real».

Continue reading Microchips, 5G, la tecnología avanza… hacia nuestro sometimiento

DARPA: chips implantables, biotecnología y robots militares

La Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa del Pentágono (DARPA) está trabajando en una vacuna COVID que funcionará en todas las variantes y ha desarrollado un microchip implantable que, según dice, monitoreará continuamente el cuerpo humano en busca de signos del virus.

El coronel retirado Matt Hepburn, un médico de enfermedades infecciosas del ejército que encabeza la respuesta de DARPA a la pandemia, apareció en el programa 60 Minutes para demostrar la tecnología.

Sosteniendo un frasco de gel verde similar a un tejido, que contiene el chip, Hepburn proclamó: “Lo pones debajo de la piel y eso te dice que hay reacciones químicas dentro del cuerpo, y esa señal significa que vas a tener síntomas mañana “.

“Es como una luz de ‘revisar el motor'”, agregó Hepburn, y señaló que aquellos con el chip “obtendrían la señal, luego se auto-administrarían una extracción de sangre y se analizarían en el sitio”.

“Podemos tener esa información en tres a cinco minutos”, continuó Hepburn, y agregó “A medida que trunca ese tiempo, a medida que diagnostica y trata, lo que hace es detener la infección en seco”.

Hepburn también declaró que DARPA ha desarrollado un filtro para eliminar el virus de la sangre a través de una máquina de diálisis, y que la FDA lo ha aprobado y ya se ha utilizado en 300 pacientes.

El informe 60 Minutes también destaca cómo el pentágono tiene cientos de muestras de tejido de soldados y marineros infectados con patógenos en todo el mundo, incluida la gripe española de 1918 que mató a millones de personas en todo el mundo.

El científico del Pentágono, el Dr. Kayvon Modjarrad, también destacó que el ejército está desarrollando una vacuna única para COVID, y comentó: “Esto no es ciencia ficción, es un hecho científico”.

“Tenemos las herramientas, tenemos la tecnología, para hacer todo esto ahora mismo”, dijo y explicó que el objetivo es vacunar a las personas contra virus potencialmente mortales que aún no han aparecido.

“Estaremos protegidos contra virus asesinos que no hemos visto o ni siquiera imaginado”, declaró Modjarrad.

Recientemente se reveló que un tercio de los miembros del servicio activo optaron por no tomar la vacuna COVID, y las fuentes afirman que la cifra real probablemente esté más cerca de la mitad.

El hallazgo llevó a empresas como TIME a declarar que la ‘vacilación de las vacunas’ está amenazando la seguridad nacional, y que si bien “Estas tropas pueden no ser cooptadas por terroristas nacionales, pero están claramente influenciadas por los teóricos de la conspiración en línea y simplemente no lo hacen”.

El anuncio de DARPA de la tecnología de microchip implantable vinculada al virus y una vacuna probablemente solo servirá para hacer cumplir las preocupaciones que los medios describen continuamente como “teorías de conspiración”.

Continue reading DARPA: chips implantables, biotecnología y robots militares

Más muertos por las vacunas: Astra, Pfizer, Moderna… y ahora Johnson & Johnson.

Brian Shilhavy 

En lo que probablemente se está convirtiendo en la historia más censurada de la historia de los Estados Unidos, el CDC informó esta semana de que, hasta el 5 de abril de 2021, se habían notificado a VAERS 2794 muertes por inyecciones, después  de las tres inyecciones experimentales, no aprobadas por la FDA, Inyecciones de COVID-19.

El Sistema de Notificación de Efectos Adversos de las Vacunas (VAERS) es una base de datos financiada por el gobierno de Estados Unidos que realiza un seguimiento de las lesiones y muertes causadas por las vacunas.

Para poner esto en cierta perspectiva, hubo un total de 345 muertes registradas en VAERS a causa de las vacunas durante todo el año 2020.

Desde 2010 hasta finales de 2020, una década completa que abarca 11 años, se registraron un total de 2.588 muertes por vacunas.

Así, las muertes por vacunas en los tres primeros meses de 2021 han superado ya el número total de muertes de los últimos 11 años.

¿Cómo es que esto no aparece en las noticias?

¿Qué dice el CDC sobre todas estas muertes por inyecciones de COVID-19?

Una revisión de las informaciones clínicas disponibles, incluidos los certificados de defunción, las autopsias y los registros médicos, no reveló ninguna prueba de que la vacunación había contribuido a la muerte de los pacientes. (Fuente.)

Y a juzgar por las encuestas realizadas entre los estadounidenses que están pensando  ponerse una de estas inyecciones experimentales, más de la mitad de la población cree de hecho al CDC de que estas MILES de muertes por las inyecciones son una “coincidencia” y no tienen nada que ver con las inyecciones.

El hecho de que 2.794 personas hayan muerto después de las inyecciones de COVID-19 no solo es noticia principal, es claramente CRIMINAL, porque los lectores nos han dicho que las noticias emitidas por las  cadenas están diciendo a todo el mundo que no ha habido muertes relacionadas con las inyecciones de COVID-19, y pueden decir eso legalmente porque están repitiendo exactamente lo que dice el CDC.

Despierten a la gente. El CDC es una organización privada corrupta que no tiene funcionarios elegidos, y tiene muchas patentes de vacunas y gana dinero con la venta de vacunas.

Se trata de la rama de marketing de la empresa farmacéutica, y la industria farmacéutica tiene, con mucho, más acuerdos criminales con el Departamento de Justicia que cualquier otro sector de nuestra economía.

Además de las 2.794 muertes comunicadas por el CDC a principios de esta semana, su volcado de datos en la base de datos VAERS también revela 56.869 lesiones, incluidas 8.975 visitas a urgencias, 941 discapacidades permanentes y 4.972 hospitalizaciones.

La “vacuna” experimental COVID-19 de Johnson and Johnson relacionada con coágulos sanguíneos, por lo que algunas clínicas han suspendido las inyecciones esta semana

Al menos dos estados de Estados Unidos han suspendido esta semana las inyecciones de COVID-19 de Johnson and Johnson debido a sus graves efectos secundarios.

Una de ellas fue una clínica en Commerce City, Colorado, en un Dick’s Sporting Goods Park. WDTN Canal 2 informó:

El centro de vacunación de masas en Dick’s Sporting Goods Park en Commerce City, Colorado, cerró a primera hora de la tarde del miércoles después de que la gente empezara a tener reacciones adversas a la vacuna COVID-19 de Johnson & Johnson.

Centura Health ha declarado que el 0,8 por ciento de los pacientes – o sea, unas 13 de 1.700 personas – que recibieron la vacuna el miércoles tuvieron reacciones adversas.

El centro de vacunación, cuyo cierre estaba previsto para las 17.00 horas, cerró sobre las 15.30 horas y envió a casa a 640 personas que llevaban horas haciendo cola para vacunarse. Sus horarios de vacunación han sido reprogramados para el domingo, fecha en la que recibirán la vacuna de Pfizer.

Todavía no hay información sobre el número de personas que han tenido reacciones o sobre la gravedad de las mismas. (Fuente.)

Las clínicas de Carolina del Norte en Raleigh, Hillsborough y Chapel Hill han suspendido las vacunas COVID-19 de J&J tras los informes sobre efectos secundarios graves. La AP informa:

Las autoridades sanitarias de Carolina del Norte dijeron el jueves que habían dejado de administrar dosis de Johnson & Johnson en un centro de vacunación masiva en Raleigh y en clínicas de Hillsborough y Chapel Hill después de que al menos 26 personas experimentaran reacciones adversas, incluyendo desmayos.

Cuatro personas han sido trasladadas a hospitales para ser examinadas detenidamente y los funcionarios de salud estatales y federales están estudiando el asunto.

El condado de Wake anunció el jueves por la noche que había dejado de administrar dosis de Johnson & Johnson en el PNC Arena después de que 18 de las más de 2.300 personas vacunadas tuvieran reacciones adversas, incluidas cuatro personas que fueron trasladadas a hospitales y se espera que sean dadas de alta.

La decisión de suspender las vacunas de J&J en el PNC Arena se tomó con menos de dos horas de citas para administrarlas. A los que se encontraban en el lugar se les administraron las vacunas de Pfizer o se les permitió cambiar sus citas existentes con J&J.

Dos clínicas de Hillsborough y Chapel Hill también han optado por dejar de ofrecer la vacuna Johnson & Johnson y están cambiando la fecha de 350 citas para las personas que tenían previsto recibir su inyección de dosis única de J&J el viernes. (Fuente.)

EMA investiga los coágulos de sangre tras las inyecciones experimentales de J&J

A primera hora de la mañana, la Agencia Europea del Medicamento ha dicho que está investigando casos de coágulos de sangre tras las inyecciones de COVID-19 de J&J, después de que se hayan notificado “cuatro casos graves de coágulos de sangre inusuales con bajos níveles de plaquetas tras la vacunación con la vacuna de Johnson & Johnson”. (Fuente.)

Esto se produce después de que se haya confirmado que los coágulos de sangre están relacionados con las inyecciones experimentales de COVID-19 de AstraZeneca. Ver:

Confirmado: la inyección experimental COVID de AstraZeneca provoca coágulos sanguíneos mortales – Se suspenden los ensayos con niños

CDC: ya son 54 las muertes por inyecciones de J&J COVID-19

En Estados Unidos, con el volcado de datos del VAERS publicado hoy, hay un total de 54 muertes por las inyecciones experimentales de COVID de Johnson y Johnson (Janssen).

Una de estas muertes se registró como una “trombosis” (coágulos de sangre). Se cree que es una mujer de 45 años que vive en Virginia.

VAERS ID: 1114806Redacción: Diagnóstico: Trombosis venosa cortical, hemorragia intracerebral masiva con hernia tentorial, trombocitopenia. Presentación clínica y evolución: 1 semana después de recibir la vacuna COVID19 Janssen, el paciente desarrolló un dolor de cabeza que fue empeorando progresivamente.

El 17 de marzo, un paciente se presentó en el hospital con vómitos secos, un empeoramiento repentino de la cefalea y debilidad en el lado L. La evaluación por TDM de la cabeza reveló una gran hemorragia intraparenquimatosa temporal R con un desplazamiento medio de 1,3 cm.

Finalmente fue intubada por un empeoramiento del estado mental. En la evaluación a su llegada al centro médico, se observó que tenía una postura extensora. La repetición de las imágenes reveló un empeoramiento del desplazamiento de la línea mediana hasta 1,6 cm-

La ATC mostró una trombosis de la vena cortical que afectaba al sigmoide transverso y al seno sigmoide derecho con hernia tentorial. El paciente desarrolló una hernia cerebral y se declaró la muerte cerebral el 18 de marzo de 2021.

Hubo otros tres casos de coágulos de sangre después de las inyecciones de J&J en los que el paciente no murió, incluida una mujer de 38 años en Missouri. (Fuente.)

healthimpactnews

Cronología de una pandemia

LA CRONOLOGÍA DE TU ESCLAVITUD QUE COMENZÓ EN 2009 Y QUE AHORA SE VA CONCRETANDO POCO A POCO GRACIAS A LA TECNOLOGÍA ACTUAL

– 2009 – La OMS cambia la definición de pandemia, ya no se basa en la gravedad sino en la prevalencia, a partir de ahora toda gripe es una pandemia. (Muy conveniente).

– 2009 – 2 meses después se declara la pandemia de gripe A, que luego resultó ser falsa. Pura exageración de la OMS en beneficio del lobby farmacéutico.

– 2010 – Fundación Rockefeller, presenta un documento titulado “Escenarios para el futuro de la tecnología y el desarrollo sostenible”. Este documento explica cómo una pandemia podría llevar a la IMPLANTACIÓN de nuevas tecnologías, como los pasaportes digitales biométricos en la sociedad. Para ello, los gobiernos tuvieron que tomar medidas contundentes como cuarentenas estrictas, rastreo de contactos, distanciamiento social, vacunación masiva, etc. El país que mejor puede hacerlo es China y luego todos siguen a China. Esto destruiría las economías y dio paso a la introducción de la economía digital.

– 2010 – Bill Gates afirma que quiere hacer de esta nueva década, la década de las vacunas. Aquí está haciendo una conferencia TedEx y dice que si nosotros (quién sabe si quiere decir “ellos” o nosotros) hiciéramos un buen trabajo con las vacunas, podríamos reducir la población del planeta en un 10%.

– 2010 – Fundan la farmacéutica ModeRNA, una empresa especializada en la tecnología CRISPR, una tecnología que la propia empresa describe como “un software biológico” que es capaz de programar y manipular el código genético para obtener la respuesta deseada (hasta la fecha, el único producto que ha salido al mercado es esta vacuna covid-19).

– 2014 – Obama da un discurso en el que predice que en unos años habrá una pandemia de un virus transmitido por el aire y que debemos estar preparados.

– 2015 – Bill Gates da la famosa charla TedEx en la que predice que la próxima catástrofe será una pandemia, más peligrosa que una posible tercera guerra mundial con armas nucleares.

– 2016 – Bill Gates crea un programa llamado ID2020, aunque lo lógico sería ID2016, y es un programa con la intención de que todos los habitantes del planeta tengan un pasaporte biométrico digital.

– 2016 – Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial, patrocinado por la Fundación Rockefeller, escribe un libro titulado “La 4ª Revolución Industrial”, que trata sobre el siguiente paso hacia una sociedad más tecnológica, una economía digitalizada, una sanidad digitalizada, ciudades inteligentes, etc. Básicamente lo mismo de lo que se habló en el documento de la Fundación Rockefeller de 2010.

– 2017 – El Dr. Fauci, presidente del CDC (Centro de Control de Enfermedades de EEUU), dice como sus dos predecesores, Bush hijo y Obama respectivamente, que se avecina una pandemia catastrófica, pero esta vez le pone una fecha más o menos exacta, sería antes de que termine el mandato del nuevo presidente Donald Trump.

– 2017.- La Universidad Johns Hopkins elabora un informe sobre un hipotético escenario de pandemia de coronavirus “SPARS” que es prácticamente idéntico al escenario actual.

– 2018 – en mayo, se establece oficialmente la Junta Mundial de Vigilancia de la Preparación (GPMB), un organismo creado a partir de la OMS y el Banco Mundial.

– 2019 – en septiembre, el CGPM publica un informe :EL MUNDO EN RIESGO,.

Un informe que dice principalmente que los países deberían destinar mucho más dinero a prepararse para posibles pandemias. En la página 39 del informe y bajo el título: “Indicador (o indicadores) de progreso para septiembre de 2020”.

Entre otras cosas, encontramos esto:

“Las Naciones Unidas llevarán a cabo al menos dos ejercicios de entrenamiento y simulación en todo el sistema, incluyendo uno que implique la liberación deliberada de un patógeno respiratorio mortal”.

– 2019 – En septiembre, Bill Gates, a través de su otra fundación GAVI, se reúne con varios líderes mundiales para pedir dinero para su proyecto global de vacunas, donde VISITA A PEDRO SÁNCHEZ Y LE ENTREGA MÁS DE CIEN MILLONES DE EUROS.

– 2019.- En octubre se realiza el “simulacro de pandemia” Event 201, dirigido por Bill Gates

– 2019.- En diciembre aparecen casos de etiología desconocida en hospitales de wuhan

– 2020.- Se declara el 31 de enero la emergencia sanitaria mundial, y el 11 de marzo la pandemia de Sars-cov-2 que dicen que provoca la enfermedad covid-19

Continue reading Cronología de una pandemia

Los orígenes de la obediencia

¿Es cierto que el falso relato en torno al coronavirus y la Covid-19 se ha logrado imponer internacionalmente por la manipulación de unos grandes medios de comunicación al servicio de los grupos de poder que dominan el mundo? ¿Es correcto decir que la mayoría de la humanidad es un gran rebaño de borregos ignorantes incapaces de reaccionar ante el abuso y las mentiras? ¿Es cierto que mediante el lenguaje se pueden introducir creencias en la mayoría de la población para conseguir unaobediencia total y absoluta? La respuesta a estas preguntas es afirmativa pero esas manipulaciones requieren crear unas condiciones previas que solo pueden imponerse mediante la distorsión de la esencia de lo humano en los comienzos de la vida: embarazo, parto, crianza y primeros años de educación.

En el año transcurrido entre marzo de 2020 y marzo de 2021 se ha conseguido que miles de millones de personas crean en la existencia de un nuevo virus mortífero sin prueba alguna de ello, que renuncien a sus derechos fundamentales y a sus libertades, que acepten solo porque lo dicen sus dirigentes políticos las ideas más absurdas, contradictorias, peligrosas y faltas de sentido común y que las integren y asuman comportándose conforme a ellas. Un terror ciego se ha apoderado de la población del planeta hasta el punto de justificar medidas que atentan contra la salud, ponen en peligro la vida de los niños, están hundiendo la economía de los más débiles, han aniquilado a decenas de miles de ancianos y amenazan con continuar provocando trastornos, enfermedades y muertes.

Eso sí, ha sido un descomunal negocio para los fabricantes de todo tipo de artilugios y productos supuestamente protectores o preventivos por no mencionar fármacos y vacunas. Parece claro que quienes perpetraron esta agresión contra la humanidad tenían objetivos ambiciosos y urgentes de reorganización del poder y reforzamiento de los dogmas de la «moderna» Medicina mecanicista, industrial y deshumanizada con funciones básicas de control. Ya hemos dedicado un buen número de artículos a explicar quiénes son así como a desvelar los detalles de esas mentiras y sus consecuencias de modo que la pregunta que tratamos de responder ahora es: ¿cómo han logrado hacerlo?

El gran sociólogo español Jesús Ibáñez decía que “el orden social solo funciona si es inconsciente” (1). Décadas antes, el científico austríaco Wilhelm Reich había escrito: “Todo orden social produce en la masa de sus componentes la estructura de carácter que necesita para alcanzar sus fines” (2). Y mucho después de ambos Casilda Rodrigáñez y Ana Cachafeiro explicaron con todo detalle cómo, por qué y para qué la clave que permite instaurar el estado de sumisión inconsciente se encuentra en la represión del deseo materno (3).

Pues bien, vamos a apoyarnos en estos y otros autores (4) que de una forma u otra se rebelaron contra ese «orden social» para ponerse del lado de los bebés, analizar el crimen que se comete con ellos desde hace milenios y explicar la función que tiene en nuestras sociedades pobladas de seres deshumanizados -hacen lo que se les ordena creyendo que actúan por voluntad propia- a fin de perpetuar la situación de generación en generación sin que sean conscientes de ello. De hecho algunos llegan al extremo de volverse en contra -a veces de modo violento- de quienes tratan de advertirlos y liberarlos.

Experimentos como el de la cárcel de Stanford o el denominado “experimento de Milgram” llevados a cabo en los años sesenta y setenta del pasado siglo XX demostraron que las personas obedecen incluso órdenes que suponen sufrimiento extremo y peligro de muerte para otras personas si la ideología imperante legitima esa violencia y existe apoyo institucional que fue, en definitiva, lo que ocurrió en la Alemania nazi y llevó a los oficiales juzgados en Núremberg a considerarse «inocentes» porque se habían limitado a «seguir órdenes» (5). Hablamos pues del concepto de «obediencia a la autoridad» y vamos a explicar cómo se logra y con qué objetivos lo que requiere que nos remontemos en el tiempo hasta el comienzo de las relaciones de dominio en las sociedades humanas para, posteriormente, analizar cómo el poder ha creado individuos dóciles y obedientes mediante una agresión biológica llevada a cabo en los comienzos mismos de la vida, durante el embarazo, el parto y los primeros años de crianza.

Continue reading Los orígenes de la obediencia

Implantes cerebrales y nanoadministradores de fármacos, un paso más en la dictadura tecnocientífica y transhumanista

Científicos coreanos han desarrollado un implante cerebral con LEDs del tamaño de un grano de sal que podría controlar nuestro estado de ánimo a través de un smartphone.

Los sorprendentes investigadores del Instituto Avanzado de Ciencia y Tecnología de Corea (KAIST) han descubierto incluso cómo cargar el dispositivo desde fuera del cuerpo.

Los nanochips con bluetooth utilizan la luz para emitir mensajes a las neuronas del cerebro y los científicos creen que podrían utilizarse en el tratamiento de la enfermedad de Parkinson y la depresión.

Los científicos del KAIST han demostrado que pueden manipular el cerebro en un experimento con ratas a las que se les inyectó cocaína, según informa sciencetimes.com.

Los implantes suprimieron con éxito los “comportamientos inducidos por la cocaína”, según Jeong-Hoon Kim, profesor de fisiología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Yonsei.

Dijo: “El hecho de que podamos controlar un comportamiento específico de los animales, suministrando una estimulación lumínica en el cerebro sólo con una simple manipulación de una aplicación de smartphone, observando a los animales que se mueven libremente en las cercanías, es muy interesante y estimula mucho la imaginación”.

Esta tecnología facilitará varias vías de investigación sobre el cerebro”.

El dispositivo se instala en el cerebro con los LED montados en sondas del ancho de un cabello humano y se controla de forma inalámbrica mediante un smartphone, pero los científicos han realizado ahora un impresionante ajuste del sistema.

La versión nueva y mejorada incorpora un recolector de energía inalámbrico con una antena de bobina que capta campos magnéticos alternos que se pulsan de forma inofensiva a través de la piel, generando electricidad y cargando la pequeña batería incorporada.

El profesor Jae-Woong Jeong, que dirigió el equipo de investigación, afirmó que este sistema evita la necesidad de una intervención quirúrgica invasiva para sustituir las baterías gastadas y permite un tratamiento sin interrupciones.

Y añadió: “Creemos que la misma tecnología básica puede aplicarse a varios tipos de implantes, como los estimuladores cerebrales profundos y los marcapasos cardíacos y gástricos, para reducir la carga que supone para los pacientes su uso a largo plazo dentro del cuerpo”.

En la misma línea, la Universidad de Berkeley también está trabajando en implantes cerebrales en un proyecto financiado por Mark Zuckerberg, CEO de Facebook.

Mark Zuckerberg y su esposa pediatra Priscilla Chan han vendido cerca de 30 millones de acciones de Facebook para financiar un ambicioso proyecto de investigación biomédica, llamado Chan Zuckerberg Initiative (CZI), con el objetivo de curar todas las enfermedades dentro de una generación. Un componente menos publicitado de ese programa de $5 mil millones incluye trabajo en interfaces cerebro-máquina, dispositivos que esencialmente traducen los pensamientos en comandos. Un proyecto reciente es un implante cerebral inalámbrico que puede registrar, estimular e interrumpir el movimiento de un mono en tiempo real.” (Fuente: Business Insider)

En un nuevo artículo publicado el lunes en Nature, los investigadores financiados por ZCI describen un dispositivo cerebral inalámbrico implantado en primates que puede registrar, estimular y modificar la actividad cerebral en tiempo real, al menos en primates. El dispositivo puede sentir un movimiento normal y detenerlo de inmediato, según investigadores del Chan Zuckerberg BIohub, un grupo de investigación médica sin fines de lucro dentro del CZI.

Si la tecnología se traduce en humanos, podría usarse terapéuticamente para quienes padecen enfermedades como la enfermedad de Parkinson o la epilepsia al detener los movimientos musculares involuntarios justo cuando comienzan.

Nuestro dispositivo es capaz de monitorear el cerebro del primate mientras proporciona la terapia para que sepa exactamente lo que está sucediendo”, dijo el coautor del estudio Rikky Muller, profesor de ciencias de la computación e ingeniería en la Universidad de California en Berkeley, e investigador de Biohub. Las aplicaciones de las interfaces cerebro-máquina son de gran alcance: mientras algunos investigadores se enfocan en usarlas para ayudar a las personas con lesiones de la médula espinal u otras enfermedades que afectan el movimiento, otros buscan ver cómo se transforma la forma en que todos interactúan con las computadoras portátiles y los teléfonos inteligentes. Tanto una división en Facebook anteriormente llamada Building 8 como una compañía fundada por Elon Musk llamada Neuralink han dicho que están trabajando en esta última opción, si bien Muller dijo que su investigación en el Biohub está separada del otro trabajo sobre las interfaces cerebro-computadora que se realizan en Facebook.” (Fuente: Business Insider)

Desarrollado dentro del notoriamente secreto programa “Building 8” de CZI (ahora renombrado), Mueller describe en su artículo cómo ella y un equipo de investigadores de Berkeley colaboraron con Cortera, el dispositivo médico, para usar un dispositivo cerebral implantable inalámbrico llamado “Wand” para evitar que los monos realicen un comportamiento entrenado.

Colocada sobre la cabeza del mono, la varita inalámbrica del tamaño de la palma de la mano pudo aprovechar el cerebro del primate y “registrar, estimular y modificar el comportamiento del mono en tiempo real.” El dispositivo lo hizo “detectando” cuando el mono estaba a punto de mover un joystick, momento en el que inmediatamente disparaba una “señal eléctrica dirigida” a la parte derecha de su cerebro. Dado que la máquina era inalámbrica, el mono no tuvo que ser restringido durante el proceso.

Para hacerlo, utiliza 128 electrodos, o conductores, colocados directamente en el cerebro del primate, aproximadamente 31 veces más electrodos que los actuales dispositivos de computadora cerebral de grado humano, que están limitados a 4-8 electrodos.

Esa es una gran desviación de los dispositivos actuales, que normalmente requieren múltiples piezas de equipos voluminosos y solo pueden detectar movimientos o interrumpirlos al mismo tiempo. El dispositivo de Muller hace las dos cosas a la vez. Para hacerlo, utiliza 128 electrodos, o conductores, colocados directamente en el cerebro del primate, aproximadamente 31 veces más electrodos que los actuales dispositivos de computadora cerebral de grado humano, que están limitados a 4-8 electrodos.” (Fuente: Business Insider)

Creo que este dispositivo abre posibilidades para nuevos tipos de tratamientos”, dijo Muller, cuyo trabajo en la interfaz cerebro-máquina es solo una parte de un conjunto más amplio de proyectos en el marco del programa CZ Biohub.

El copresidente de Biohub, Joe DeRisi, dijo que el objetivo de la iniciativa es ayudar a reforzar la investigación llevada a cabo por científicos locales y “empujar los límites” cuando se trata de construir dispositivos médicos importantes que de otra forma no existirían.

Queremos que la gente haga locuras que otras personas jamás intentarían”, dijo DeRisi.

Continue reading Implantes cerebrales y nanoadministradores de fármacos, un paso más en la dictadura tecnocientífica y transhumanista

CyberPolygon 2021: el simulacro de hackeo mundial del Foro Económico Mundial dirigido a la distribución de bienes y servicios

Diego Herchhoren

La web del Foro Económico Mundial anuncia un próximo simulacro de ciberataque global que devastaría las redes de abastecimiento y que provocaría el «cierre» de Internet o permitiría el robo de datos privados del sistema bancario. La simulación, que ya se hizo en julio de 2020, está organizada de manera similar al llamado «Evento 201», que antecedió al confinamiento mundial por el coronavirus.

En esta ocasión, los promotores de esta simulación no dejan indiferente a nadie: Banco Santander, Visa, Interpol o la ICANN (la entidad norteamericana que asigna y organiza los nombres de dominio en internet) entre otros.

Cyber Polygon 2021

Cyber Polygon es un evento de ciberseguridad que sirve de entrenamiento a altos ejecutivos de grandes empresas y funcionarios de organizaciones internacionales, Estados y corporaciones, de cara a cómo deben reaccionar ante una situación de pánico tras el ataque a infraestructuras críticas vinculadas al uso de internet: sistemas de finanzas, redes para el cobro de impuestos, cadenas de suministro de productos, etc.

Según su web, el ejercicio de 2021 pretende «desarrollar y probar las habilidades necesarias para proteger nuestras industrias, centrándose en un ataque dirigido a la cadena de suministro«. Se trata de un ejercicio que se retransmite en vivo, y que atrae a millones de espectadores de todo el mundo. En el ejercicio de julio de 2020, el evento tuvo más de 5 millones de espectadores.

El mensaje que pretende transmitir el Foro Económico Mundial es que la seguridad de la cadena de suministro se convertirá en un importante problema de ciberseguridad en 2021, anticipando un caos organizado que los participantes del evento deberán repeler.

Una reestructuración del capital a gran escala

En clave económica, los analistas de este organismo proponen un viejo axioma del sistema capitalista: quien no esté preparado, quedará fuera del mercado. De hecho, la web del Foro incluye un formulario de inscripción al entrenamiento al que podrán acceder «las personas y entidades de relevancia» que serán seleccionadas por la entidad.

El Foro ha estado promoviendo y creando activamente estos escenarios y recientemente ha comenzado a llamar a su modelo como «capitalismo de partes interesadas». Aunque se anuncia como una forma más «inclusiva» de capitalismo, el capitalismo de partes interesadas fusionaría esencialmente los sectores público y privado.

«Ciberpandemia» anunciada

Esta próxima ciberpandemia que anuncia el Foro parece estar lanzándonos proféticamente el próximo escenario a la cara, tal como lo fue el ejercicio de la pandemia antes de la aparición de la enfermedad real. Sin embargo, estas advertencias proféticas no provienen solo de este organismo. Por ejemplo, el jefe de la Dirección Cibernética Nacional de Israel, Yigal Unna, advirtió el año pasado que se aproxima un «invierno cibernético» de ataques; «Se acerca y se acerca más rápido de lo que yo sospechaba«.

Unna trabaja en estrecha colaboración con las agencias de inteligencia israelíes, incluida la infame Unidad 8200, que tiene un largo historial de espionaje electrónico dirigido a los Estados Unidos y otros países, y que ha sido responsable de varios ataques devastadores, incluido el virus Stuxnet que dañó gravemente al programa nuclear de Irán.

Además, el mes pasado, el banco central de los Emiratos Árabes Unidos siguió el ejemplo de Cyber ​​Polygon al realizar su primera simulación de ataque cibernético, en coordinación con el sector financiero privado del país. Los medios corporativos, por su parte, comenzaron este año afirmando que «los ciberataques pueden desencadenar la próxima crisis para los bancos» y, a partir del 1 de febrero, que «el próximo ciberataque ya está en marcha «.

Algunos dirán que una «ciberpandemia» es una consecuencia inevitable del rápido desarrollo del mundo de alta tecnología en el que vivimos, pero aún así es justo señalar que 2021 es el año que muchos han estado prediciendo para la destrucción financiera de las grandes instituciones, que conducirá a nuevos sistemas económicos que se reagrupen en torno a esta nueva fase del capitalismo monopolista.

La tormenta perfecta para la banca

Es probable que el colapso inevitable del sistema bancario mundial, resultante de la corrupción y el fraude fuera de lo común que se ha extendido durante décadas, se lleve a cabo mediante un colapso controlado, que permitiría a entidades como las que participaron en el Cyber ​​Polygon eludir la responsabilidad de su saqueo económico y su actividad delictiva.

Esto es especialmente cierto para bancos como el Santander o el Deutsche Bank, participante de este evento, cuyos colapsos también se han debatido abiertamente durante años debido a la extrema corrupción, el fraude y la exposición masiva de ambos al mercado de derivados.

A fines de 2019, meses antes de que comenzara la crisis del COVID-19, el director ejecutivo de Deutsche Bank advirtió que los bancos centrales ya no tenían herramientas que pudieran responder adecuadamente a la próxima «crisis económica». Ciertamente es revelador que sistemas bancarios completamente nuevos, como el monopolio monetario digital que pronto lanzará el banco ruso Sberbank (también participante del Cyber Poligon), comenzaron a desarrollarse justo cuando se comenzó a reconocer públicamente que los medios tradicionales de los bancos centrales para responder a las calamidades económicas ya no eran viables.

España, objetivo viable

En España, el fondo de garantía de depósitos que avala los ahorros de las cuentas corrientes contaba al cierre de 2018 con un patrimonio de 2181 millones de euros, pero acumulaba obligaciones con bancos derivadas de la reestructuración bancaria por 4934 millones de euros, y cuyos beneficiarios eran el BBVA (por la adquisición de Unnim Banc por 1 euro) y el Banco Sabadell por la absorción de la Caja de Ahorros del Mediterráneo. Además, el Fondo ha aportado de las reservas de los ahorristas 31.166 millones de euros en total desde octubre de 2011. Con ellos se han saneado varias entidades financieras; 23.217 millones fueron a parar al Banco CAM; 5.963, a Unnim; 1.030, a Catalunya Banc; 826, a NCG Banco, y 130,8, al Banco Madrid. Es decir, que el sistema español es vulnerable, e insostenible, y un buen hackeo puede ser la salida perfecta.

Un ciberataque masivo, como el simulado en Cyber ​​Polygon 2020, permitiría culpar a los piratas informáticos del colapso económico, señalando a países como Cuba o Rusia, como recientemente se ha hecho con el supuesto hackeo a la web del SEPE.

Además, debido a la naturaleza difícil de investigar los ataques y la capacidad de las agencias de inteligencia para incriminar a otros estados por los ataques que ellos mismos cometieron, se puede culpar a cualquier hombre del saco de su elección, ya sea un «grupo terrorista» o un país no alineado con el Foro Económico Mundial, como Irán o Corea del Norte. Abran sus apuestas.

 

Fuente:

https://www.newyorker.com/magazine/2021/02/08/the-next-cyberattack-is-already-under-way

 

La vacuna de la covid-19 camino de convertirse en el medicamento más lucrativo de la historia

La vacuna contra el coronavirus de Pfizer ya es el segundo fármaco que más ingresos genera en el mundo, pero la empresa tiene previsto convertirla en una fuente de beneficios aún mayor cuando termine la pandemia. Forbes y FiercePharma aseguran que la multinacional “va a conseguir más en el precio” una vez que la pandemia disminuya y “ya no estemos en un entorno de precios de pandemia”.

Este año la famarmacéutica espera unas ventas de unos 15.000 millones de dólares en base a los contratos actuales de su vacuna contra el coronavirus, pero esa cifra podría duplicarse, ya que Pfizer afirma que puede suministrar potencialmente 2.000 millones de dosis este año.

Según Forbes, la multinacional va a poner un precio 3 ó 4 veces mayor que los 19,50 dólares que cobra actualmente al gobierno de Estados Unidos, o incluso hasta 156 dólares por dosis.

Pfizer basa el precio actual de las vacunas en el empeño que tienen los gobiernos de asegurar la distribución de dosis. La empresa se reparte los beneficios al 50 por ciento con su socio alemán Biontech.

En el marco de la Operación Warp Speed, Pfizer acordó suministrar al gobierno estadounidense 100 millones de dosis de su vacuna por 1.950 millones de dólares.

El contrato inicial de Pfizer incluía una opción para que el gobierno comprara hasta 500 millones de dosis más a 19,50 dólares por dosis. Esta cifra está muy por debajo de los 150 ó 175 dólares por dosis que la farmacéutica suele obtener por una vacuna.

En comparación, la vacuna Moderna tiene un precio de 15 dólares por dosis, la de Johnson & Johnson de 10 dólares y la de AstraZeneca de 4 dólares por dosis.

Los ejecutivos de Pfizer dieron a conocer la estimación de ventas de 15.000 millones de dólares como parte de los planes de la multinacional para este año, basados en las dosis que se entregarán en virtud de los contratos firmados.

Para poner 15.000 millones de dólares en perspectiva, Pfizer también comercializa la vacuna más vendida fuera del coronavirus: la vacuna neumocócica Prevnar 13. En 2020, los ingresos de Prevnar 13 fueron de 5.850 millones de dólares. Toda la franquicia de vacunas de Pfizer obtuvo 6.560 millones de dólares el año pasado.

A medida que disminuya la demanda de su vacuna contra el coronavirus, la empresa podría obtener importantes beneficios cobrando precios más elevados y aplicando dosis de refuerzo rutinarias para las nuevas variantes del virus, dijo el director general de Pfizer, Albert Bourla.

Durante la Conferencia sobre Salud Mundial de organizada por Barclays [uno de los bancos del clan Rockefeller. NdE], un ejecutivo de Pfizer dijo que la empresa no ve la vacuna contra el coronavirus como un evento único, sino como “algo que va a continuar en el futuro previsible”.

Pfizer ya ha puesto en marcha un estudio sobre una tercera dosis de la vacuna para abordar las variantes, ha pedido refuerzos anuales y ha dicho a los inversores que esperen un flujo de ingresos similar al de las vacunas contra la gripe.

“Todos los años hay que ir a vacunarse contra la gripe”, dijo Bourla. “Con el Covid va a ocurrir lo mismo. Dentro de un año, tendrás que ir a vacunarte anualmente para estar protegido contra el Covid”. Eso significará aún más ventas y más beneficios todos los años.

Moderna también está dispuesta a ganar miles de millones con su vacuna contra el coronavirus. A mediados de enero, la empresa consiguió 11.700 millones de dólares por ventas anticipadas a varios gobiernos y organizaciones y seguía negociando más contratos.

Cuando Pfizer se aleje de los precios pandémicos y se acerque a precios acordes con otras vacunas que tiene en el mercado, a 150 ó 175 dólares por dosis, las compañías aseguradoras tendrán que asumir el coste y lo trasladarán a las personas a través de las primas de las pólizas.

Ocurre lo mismo que con las vacunas contra la gripe: un fármaco financiado con fondos públicos aumenta de precio durante las dos últimas décadas, con un impacto significativo en los presupuestos de los programas de salud pública y en las primas de los seguros.

 mpr21

Los orígenes del estado profundo y los entresijos del poder en la época contemporánea

Desde los imperios de la vieja Babilonia, el poder siempre ha tratado de ocultar su verdadera cara tras la mascarada de estructuras estatales formales para seguir perpetuándose y tener un escudo de protección contra detractores y rebeldes. Históricamente varias facciones han venido disputándose dicho poder, desde el imperio babilonio o el egipcio, pasando por el fenicio-cartaginés, el romano – asociado luego al cristianismo -, sus descendientes – Bizancio, Imperio carolingio, Imperio otomano -, hasta llegar a la nobleza veneciana, luego anglo-veneciana, convertida en Imperio anglo-holandés y finalmente Imperio británico. Estas estructuras han tenido sus facciones rivales, fundamentalmente en élites regionales que querían desembarazarse de su dominio, y en pueblos que querían ser libres. Tradicionalmente, tras cada rey o emperador una camarilla de sacerdotes, militares y mercaderes ha marcado el rumbo de reinos e imperios. Es lo que se ha denominado, ya en el siglo XX, como estado profundo, o lo que Roosevelt (presidente de los EEUU en los años 30 y 40) denominó, en una versión actualizada de lo mismo, el “complejo industrial-militar”. Dichas estructuras de poder llegaron al culmen de su sofisticación y modernización en los siglos XIX-XX, estableciendo la democracia liberal como mascarada para dividir y separar a los oprimidos, a quienes sufrían su poder, y colocar a títeres ambiciosos como blanco del descontento para que nunca llegara a tocarse la esencia del poder y de quienes lo manejaban realmente, apartados de la vista pública. Generaron ideologías y religiones, históricamente, para que la gente se matara por dios o alá, por la izquierda o la derecha, por el marxismo o el liberalismo, por la dictadura o la democracia, la monarquía o la república,… pero nunca cuestionara el poder ni a quien lo manejaba realmente.

Dicho estado profundo, no es sino una parte más del estado, su motor, siendo el estado formal solamente su superestructura. Cómo ha ido evolucionando dicho estado profundo será algo a tratar en un futuro cercano, cómo se ha forjado desde la segunda revolución industrial hasta nuestros días es algo que vamos a analizar a continuación.

Convencidos de que el poder nunca cambia, sólo cambia quienes manejan los hilos, queremos presentar este análisis no para desear que el estado formal, “legítimo” se imponga al estado profundo “ilegítimo”, sino para demostrar que si solo cambian las formas pero no se elimina de raíz el fondo, seguiremos siendo lo que somos como especie: rebaño en manos de unos psicópatas que nos pastorean.

Continue reading Los orígenes del estado profundo y los entresijos del poder en la época contemporánea

Control mental y estrategias de manipulación bajo el pretexto del covid

Control mental

¿Cómo se consigue que toda una población lleve una máscara sin ninguna prueba de la utilidad de llevarla? ¿Cómo es posible proponer el principio de un pasaporte vacunal para un virus poco letal, mutante y que mata principalmente a personas mayores de 80 años?

¿Y cómo es que estas propuestas, soluciones o requerimientos desencadenan tan pocas reacciones de las poblaciones afectadas?

Ciertas técnicas de manipulación de masas permiten explicar la rápida evolución de los contenidos del pensamiento a escala de la población y la adhesión de una gran parte de ésta a un nuevo programa.

La manipulación de masas no es nueva. Las herramientas para su aplicación se han vuelto más modernas y rápidas. La manipulación permitirá la difusión a gran escala de una propaganda destinada a modificar los puntos de referencia y las creencias habituales, para luego sustituirlos por otros nuevos, sin que se detecte ningún engaño.

En la actualidad, la rápida difusión de la propaganda del estado se realiza a través de la televisión, que sigue siendo la principal herramienta de información diaria para la mayoría de los occidentales. Esta verdadera “institución” que es esta herramienta de comunicación e información ocupa generalmente un lugar central en una sala de estar o una habitación donde se toman las comidas. La televisión capta las miradas y las conversaciones.  

Los experimentos realizados a finales de los años 60 (Thomas Mulholland, Herbert Krugman) demuestran que, tras sólo un minuto de visionado, la actividad cerebral del espectador cambia de frecuencias beta a frecuencias alfa. Este cambio señala el embotamiento del pensamiento lógico y crítico a una relajación cercana a la hipnosis, lo que puede explicar a muchas personas que se quedan dormidas frente al televisor. Por lo tanto la propaganda utilizará la actividad hipnótica de esta herramienta omnipresente.

La televisión ofrece actualmente una programación continua. Se utilizan dos elementos:

La repetición de informaciones idénticas a las poblaciones en estado semihipnótico permite anclar mejor esta información en el cerebro. La población que recibe las mismas informaciones adquiere un modo de pensamiento único que crea una presión social, una presión de grupo, un mecanismo de autorregulación de las personas por sí mismas. Una función natural del hombre es seguir inconscientemente el modelo social; a nivel del individuo, se establece un nuevo modelo que corresponde al pensamiento dominante. El instinto de manada y la obediencia a la norma transforman a los ciudadanos en guardianes del orden establecido.

La generalización de programas no hace intervenir la reflexión,  la difusión de programas de telerrealidad que apelan a la distracción, contribuyen a desviar la atención y a atontar a la población distrayéndola de los verdaderos problemas sociales.

Los programas, por lo tanto, ofrecen una alternancia de informaciones inquietantes y programas alienantes que permiten la relajación.

La televisión es el medio más eficaz para condicionar a las poblaciones. Los periódicos, los debates de ideas durante las reuniones, por ejemplo, son menos eficaces porque no son hipnóticos. Los lectores u oyentes mantienen una mente crítica, una reflexión, que hace más difícil acceder al subconsciente para introducir nuevos conceptos.

El bombardeo de los medios de comunicación televisivos utiliza ciertas estrategias para promover la modificación de las creencias. La ingeniería social se ha desarrollado desde los años 30 y más concretamente después de la guerra. Se aceleró con la llegada de la televisión, que ha permitido introducirse  rápidamente en todos los hogares.

Sobre una población hipnotizada, el objetivo es borrar progresivamente ciertos programas mentales existentes y sustituirlos por otros nuevos. Como en un ordenador.

La estrategia de choques tiene como objetivo iniciar y mantener el caos social. El caos  creado por un anuncio, una imagen, un comentario puede provocar un estado de estupefacción (recordemos la visualización en bucle de las imágenes del World Trade Center el 11-S). Las imágenes de los hospitales desbordados, pacientes evacuados en convoyes especiales, comentarios alarmantes que especulan sobre el número de muertes que se avecinan, y los fragmentos de sonido, han favorecido el condicionamiento según un patrón pavloviano. Los sucesivos choques han sido destilados de forma aleatoria y bastante próximos entre sí. Las masas, por condicionamiento gradual, esperaban ansiosamente un choque siguiente proporcionado por las intervenciones del ejecutivo.

Los choques sucesivos han ido acompañados de una estrategia destinada a hacer creer a la población que los sacrificios eran dolorosos pero necesarios y que todo iría mejor mañana. Esta estrategia permitió amplificar la cohesión social en torno a la narrativa oficial.

También ha estado acompañada de una herramienta de manipulación especialmente formidable, que es la infantilización. Por ejemplo, autorizarse a sí mismo (en muchos lugares como por ejemplo Francia, Grecia, varias CC. AA de España, como Cataluña, etc) un desplazamiento a menos de un kilómetro de su casa, durante un periodo de tiempo limitado, con la condición de llevar una máscara, es infantilizante, humillante y altamente condicionante; coloca al gendarme dentro de cada uno de nosotros y obliga a la transgresión en conciencia. Las estúpidas exigencias impuestas forman parte de la carta de coerción de Biderman.

La estrategia de los pequeños pasos: desde los primeros anuncios,  insensiblemente, las libertades  han sido reducidas. Un buen anuncio para la población de hoy es que no hay nuevas privaciones. Un año después del inicio de la crisis, estamos en estado de emergencia, bajo toque de queda, con vigilancia en las fronteras, tests sistemáticos y bajo la amenaza de una vacunación obligatoria. Insensiblemente, nuestras libertades están siendo recortadas, el gobierno ajustando con habilidad el cursor para minimizar los riesgos de salir de la hipnosis.

Las técnicas utilizadas, una vez infundido el miedo para conseguir el caos, consisten en distorsionar deliberadamente la reflexión  orientándola  de manera deliberada hacia nuevos conceptos o un nuevo lenguaje. Más adelante, un salvador puede proponer un nuevo orden para resolver la crisis.

El Gobierno, durante la crisis sanitaria, ha utilizado ampliamente técnicas destinadas a hacer que la situación parezca totalmente nueva:

Una neolengua: la noción de cluster apareció (en muchos lugares) al principio de la crisis. La población descubrió esta palabra y le atribuyó el tono emocional dramático del momento y la conservó. En resumen, la agrupación es igual al peligro. Los grupos se multiplicaron, llevando consigo el miedo. También lo hizo el paciente cero, los tests PCR, los gráficos ascendentes, las variantes, etc. La presentación pseudocientífica, y por tanto creíble, de estas nociones ha construido un mundo aterrador día tras día.

-pseudoconceptos: “El mundo del después”; a las pocas semanas del inicio de la epidemia, se utilizó la presentación del “mundo después” para dar un colorido dramático al virus. El mundo del después remite en el subconsciente a las grandes catástrofes, ya sean naturales, atómicas o víricas, que tanto gustan a las películas de catástrofes. Este concepto elimina efectivamente cualquier posible retorno al viejo orden.

“Tendremos que vivir con el virus”: el público desinformado pensaba que no teníamos, hasta ahora, que convivir con los virus de forma duradera, que éstos desaparecían después de las epidemias y que, por tanto, no nos quedaba más esperanza que la vacunación para librarnos de ellos (ya que oficialmente no hay ningún tratamiento).

“Objetivo cero covid”. En contradicción con el concepto anterior, hace imposible cualquier salida de la crisis. La presencia lado a lado de estas dos declaraciones muestra el sinsentido que tanto gusta en la comunicación gubernamental. Siendo el objetivo irrealizable, prepara el siguiente concepto.

“La única salida posible a la crisis es la vacunación”: esta afirmación soslaya las cuestiones de sentido común sobre la necesidad de dicho tratamiento, las condiciones para su desarrollo, etc. Unida a la amenaza de la perpetuación de las restricciones a los viajes a las que la vacunación podría poner fin, muchas personas están pensando en vacunarse, permitiendo, sin saberlo, que se aplique dicha medida.  De hecho, sin la vacunación masiva, el pasaporte sanitario o un equivalente sería imposible. Este es claramente un caso de fabricación de consentimiento.

Estos procedimientos no permiten un debate sosegado sobre las cuestiones reales y confiscan cualquier discusión constructiva. El asombro de las mentes ya no permite a cada uno restablecer el sentido común que habría permitido preguntarse, por ejemplo: “¿ cómo hemos actuado con las anteriores epidemias? ” o “¿por qué hablar tan pronto de un mundo futuro o de una guerra por un virus? “¿Por qué apresurarse a encontrar una vacuna sin saber si una vacuna es una solución para el episodio actual? “¿Por qué numerosos países disponen de un tratamiento? “. Por lo tanto, se han evitado cuidadosamente las preguntas básicas que permitirían una reflexión estructurada y argumentada.

Neolenguaje y pseudoconceptos, renovados una y otra vez, permiten mantener el terror y suprimir el sentido de la información.  Poco a poco, un hecho o una situación serán nombrados por palabras degradadas desviadas de su significado original.

De este nuevo lenguaje han desaparecido las palabras “tratar” y “enfermos”, ya que el concepto de epidemia debe separarse de la idea de enfermos a tratar. La epidemia se convierte en una epidemia de casos positivos que hay que aislar y de contactos que hay que identificar. Las personas pasan de tener miedo a estar enfermas al miedo de ser “positivas” o incluso al “contacto” y aceptan dócilmente los tests y los aislamientos.

– La exaltación de ciertos valores morales: la solidaridad y sentido de la ética.

Llevar una máscara, al igual que la vacunación, se convierte en un acto del que se puede estar orgulloso porque es filantrópico. Incluso son filmados por los medios de comunicación para ser mejor destacados.

Los confinamientos, los cierres de establecimientos, el declive de la economía, las depresiones, los suicidios, los retrasos en el tratamiento de otras patologías, son justificables porque estamos protegiendo a los frágiles. La hipnosis de las pantallas permite eludir la catástrofe sanitaria creada por estas medidas supuestamente salvadoras. Al proteger a los más frágiles, se paraliza la vida de millones de personas sin que esto suponga un problema lógico.

Este caos social está organizado por una “célula” (en este caso, un consejo de defensa, un consejo científico) que propone, de forma poco transparente, las medidas liberticidas a aplicar. De forma arbitraria, sin recurrir a argumentos científicos, aunque los haya, y sin tener en cuenta las numerosas voces que se han alzado para denunciar la ineficacia y la nocividad de estas medidas, esta célula no ha dudado en variar la intensidad de los choques asestados a toda la población, con alternancia de confinamientos y toques de queda, sin que nadie o casi nadie se cuestione realmente la finalidad de estas medidas. Esta célula utilizó el sinsentido para desconectar aún más a la población de cualquier razonamiento (cuántos debates sobre el uso de mascarillas estando de pie, sentado, ldistancias de seguridad, y cuántas medidas ineptas como el cierre de espacios de convivencia preservando el acceso a los lugares más frecuentados).

Los sucesivos choques permiten destruir la capacidad de reflexión de las masas y aturdirlas, borrar todos los puntos de referencia anteriores. Sobre este trasfondo de turbulencia, de desorganización, es posible injertar cualquier programa que pretenda resolver el caos y proponer/organizar/imponer una vuelta a la calma.

El programa actual es un programa de terror cuyo escenario se basa en la propagación de uno o varios virus.

El trance hipnótico en el que está inmersa una parte de la gente ya no permite rectificar la información mediante la observación. El mundo caótico que se ofrece en la pantalla ha entrado en el subconsciente de todos y se refuerza constantemente con las medidas visibles en la vida cotidiana, como el uso de una máscara.

Sobre la tabula rasa cognitiva lograda en poco tiempo por el poder mediático y las técnicas de manipulación mental, aparece un nuevo mundo en el que es necesario protegerse de todo, aunque signifique disolver las libertades fundamentales.

Comportamientos que habrían sido juzgados como aberrantes ayer son hoy las reglas sociales establecidas. Los mejores guardianes de estas nuevas reglas son los lavados de cerebro. El éxito de la manipulación lleva a la masa manipulada a creer que ella misma la que decide su comportamiento. Pasa de un mundo a otro atravesando de una crisis desencadenada y resuelta por otros (estrategia del pirómano).

El mundo del después se instala como anunciado. El virus ha sido el pretexto, la manipulación de las masas el medio. Hoy, sin apenas control, la gente lleva máscara, incluso en zonas donde no es obligatoria, se reprenden unos a otros por no respetar la norma, es normal que los niños lleven máscara en el colegio, que los ancianos se aíslen en las residencias, y el pasaporte vacunal ya no escandaliza a más de la mitad de la población y se considera una posible, incluso deseada, salida de la crisis.

En definitiva, hemos vivido una epidemia estacional cuyo tratamiento político y mediático ha reducido nuestros derechos fundamentales, ha trastocado todos los puntos de referencia anteriores y ha establecido nuevas normas, totalmente ajenas a la realidad.

La potencia de fuego de la díada político-mediática ha fabricado el consentimiento.

La Carta de coerción de Biderman define 8 criterios de tortura. Las técnicas son utilizadas por los padres o cónyuges maltratantes, las sectas y, a gran escala, todos los regímenes totalitarios; permiten crear el sometimiento y romper toda resistencia.

Aislamiento (privación del apoyo social que daría la capacidad de resistir),

Monopolización de la percepción (efectos deseados, fijación la atención sobre una situación difícil, eliminar las informaciones en competición),

Agotamiento inducido,

Amenazas (para inducir la indefensión y aumentar la sumisión),

Indulgencias ocasionales (evita la habituación a la privación, estrategia de choques).

Demostración de todo el`poder,

Degradación,

Exigencias estúpidas impuestas (para desarrollar la sumisión).

Una comparación con las medidas adoptadas para la crisis es instructiva.

Frédéric BADEL

anthropo-logiques

Traducción: www.verdadypaciencia.com